Eli Goldratt – La Meta

   Eliyahu M. Goldratt es considerado un gurú de la gestión de proyectos, uno de los hombres que en la segunda mitad del pasado siglo dio corpus, envoltura y proyección a esta ciencia de hacer y organizar las cosas.  La Gestión de Proyectos (o Project Management como suele recogerse en el nombre de algún máster no falto de pretensión) consiste básicamente en eso, en hacer algo, lo que sea, en saber gestionar presupuestos, personal, procesos…

Eli Eliyahu M Goldratt - La Meta

   La Meta narra ese proceso de mejora continua.  Camuflado bajo una forma de novela, una historia vacía y trillada sobre los problemas profesionales y también familiares del director de una fábrica, Eli Goldratt desgrana muchos de sus principios, como la Teoría de las Limitaciones, los cuellos de botella o su analogía en el eslabón más débil de una cadena.  Como novela carece de todo interés.  Como manual para la gestión eficaz, para la detección de problemas y la búsqueda de soluciones, La Meta es una obra de gran valor que debería recibir las atenciones de cualquier ingeniero, cualquier científico, empresario, artista… de cualquier emprendedor, esto es, cualquiera entregado a la misión de llevar a cabo un proyecto.

   Y como resulta que el escritor israelí no basó su experiencia profesional en la escritura, y en cambio despuntó como empresario en la industria del software y, no menos importante, provenía del mundo de la Física, con su ejemplo nos traslada, sirviéndose de una suerte de alter ego en La Meta, esa idea totalizadora.  Porque la gestión de un proyecto hunde sus raíces en el conocimiento sin apellidos, y es una disciplina a la que toda persona debería aproximarse puesto que permite su aplicación en cualquier faceta de la vida.  Si nos remontamos en la Historia, esta ciencia práctica bebe de los grandes pensadores de la Antigua Grecia, aspira a objetivar lo subjetivo, a extraer predicciones del comportamiento humano y fiscalizar emociones, fracasos, éxitos.  La gestión de proyectos intenta sacar información de los datos y neutralizar puntos débiles, potenciar talentos individuales, poner en relieve los resultados colectivos.

   Para los que somos de letras algo tan básico como esto nos sigue sonando a chino.  En nuestro anquilosado sistema educativo apenas nos enseñan a pensar, pero todavía menos a hacer, y no es preciso recordar que en el cambiante mundo de hoy tan importante es pensar como hacer. Hemos de replantear nuestros patrones de pensamiento, meditar las ideas y luego hacerlas realidad, porque ideas hay muchas, tantas como seres humanos, pero ideas buenas pocas y menos aún ideas buenas llevadas a la práctica.  Por lo general las personas desconocemos esos procedimientos, no reconocemos la complejidad de llevar a cabo un proyecto bien organizado, qué implica su preparación, el desarrollo de la documentación pertinente y de un calendario de fases y recursos.  Estudian Gestión de Proyectos en Ingeniería pero no en Filología, a lo peos tampoco en las carreras científicas, a pesar de que esta disciplina tiene mucho que contarnos sobre cómo funciona la naturaleza y la sociedad.

   Hay quien dice que solo existe el éxito y el aprendizaje, dando a entender que el fracaso no es sino una circunstancia que nos permite aprender.  Si damos por buena esta postura, podemos concluir que el fracaso viene a ser la falta de acción, y para el resto, para la ejecución de cualquier proyecto, una buena gestión resulta esencial si lo que pretendamos es no quedarnos en el aprendizaje.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en LIBROS y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s