WHITE RING, PURO WITCH HOUSE

Llevo cosa de dos años sin poner el disco de La Casa Azul.  La Revolución Sexual, se llama.  Parece una edición de lujo, motivos japoneses en azul sobre un blanco impoluto y con las siglas LCA en relieve y reducidas a la mínima expresión tipográfica.  Cuando lo compré, allá por finales de 2007, me dio muy fuerte por él.  Guille Milkyway es un mago de la producción, se curra un pop bombástico muy interesante, cargante por definición.  En serio, hay que estar muy de buenas para levantarse una mañana con ganas de escuchar La Casa Azul.  Y por eso ya nunca pongo ese disco, porque en estos últimos años no recuerdo un solo día en el que me haya visto tan cargado de ánimos bombásticos.  A lo mejor me despierto con un difuso recuerdo de las melodías de La Buena Vida (qué buenos son La Buena Vida), o del shoegaze más aparatoso de Los Planetas.  Hoy sin ir más lejos les he dado un buen repaso a Vidania y a Una Semana en el Motor de un Autobús, pero ya es la excepción.  Todas esas canciones desaparecieron tiempo ha de mi mp3, reemplazadas primero por electro y noise, y más adelante por Witch House.

Es música que motiva, me decían de La Casa Azul.  Estás de malas, te pones ‘No más Myolastan’ y a correr.

Pastel.

Si estoy de bajón no me levanta ni Dios, ni Guille Milkyway.  Solo yo soy capaz de ayudarme a mí mismo.  Cuida de ti mismo, porque si tú no te cuidas, el interés que los demás pongan en tu bienestar o la música que suene por la radio van a dar igual.  Ellos nunca serán suficientes.

Me temo que la música es incapaz de animar o deprimir.  Si acaso, traslada nuestros sentimientos al exterior de la mente, y eso nos reconforta, porque nos hace pensar que antes que nosotros alguien que sintió igual y logró plasmar dicho sentimiento en una canción.  La música nos acompaña.  Es una suerte de validación oficial, un visto bueno a nuestras emociones más profundas.  Sin ese plácet no experimentaríamos más que desconsuelo.

Al menos ahora tenemos Internet, porque en el universo musical hay artistas dispuestos a componer con las vísceras, por desagradable que sea el resultado.  Sentimos desconsuelo, sí, pero con un solo click le ponemos eco.  Eso es el Witch House, un trasunto de las emociones que hasta hace poco no veían la luz, como si hubiéramos vivido sometidos a una dictadura de la felicidad que nos amputara esos apéndices cancerígenos.

White Ring son muy Witch House.  Están en el extremo más puro de una cuerda que por el otro lado se bifurca hasta fundirse con otros géneros.  En White Ring solo escuchamos trazas de Hip Hop down-tempo, que precisamente es uno de los orígenes del Witch, también conocido como drag.  Bryan Kurkimilis y Kendra Malia vienen de Brooklyn y nos han dejado joyas como ese ‘IxC999’ en el que movemos el cuello al son de un cuatro por cuatro decelerado.  ‘Bye Bye’ roza lo suicida.  Temas como ‘We rot’ y el que da nombre a su EP ‘Suffocation’ (cualquier parecido con el tema homónimo de Crystal Castles es pura casualidad) se mueven dentro de los parámetros tradicionales del drag.  Por increíble que parezca los vitalistas Los Campesinos! hicieron una versión de ‘Suffocation’ que es todo un manual de cómo arrojar una luz en la oscuridad.  ‘Roses’ toma carrerilla, da un salto de longitud de récord y nos traslada a una fiesta rave aún no inventada.  Un track potente donde los haya, que deja atrás a los mismísimos Crim3s y que apareció en un split junto a oOoOO.

Como viene siendo habitual por estos pagos, las letras resultan incomprensibles, pero no importa.  La voz es un elemento más, da igual lo que diga.  Se pierde entre una marabunta de sintetizadores en la lejanía gritando sobre algo que no da buen rollo, y punto.  Y por eso a mí me gusta y me lo pongo todos los días.  Guille Milkyway puede esperar sentado.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en MÚSICA y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s